La espera y la promesa

POR GUSTAVO MÍGUEZ. "El tiempo que cimenta una lógica del cuidado debe abrirse a un profundo aprendizaje sobre las formas de la comunidad que se imaginan en los barrios, donde allá lejos y hace tiempo la vida transcurre signada por la urgencia desesperante. La espera (de la vacuna, de la apertura, del regreso a nuestra precariedad o de los tejidos solidarios que nos sostienen en ella) es un período de prueba. De ahí que aparezcan frustraciones y miserias. Pero también redes solidarias tejidas previamente y en simultáneo."

Retóricas de una vagancia enamorada

POR GUSTAVO I. MÍGUEZ. "Si hay una vuelta posible, que sea un volver a enamorar a la vagancia enamorándose de ella. La felicidad pública no es la acumulación de las vidas felices individuales, es un derecho comunitario que se encarna de múltiples modos, difícilmente autoevidentes."